Un estudio sostiene que tomar cerveza no engorda más que otras bebidas alcohólicas La investigación de una nutricionista de Manchester determinó que el consumo moderado de cerveza puede ser parte de un estilo saludable, al no producir aumento de peso ni en el tamaño de la cintura.

La doctora de salud pública en el Reino Unido Kathryn O”Sullivan desmintió la creencia de que la cerveza causa “barriga cervecera” al “no tener ninguna base científica”. Explicó que el consumo excesivo de cualquier tipo de alcohol puede llevar al aumento de peso, pero no si se hace de forma moderada.
En su revisión bibliográfica, la doctora comentó que el consumo moderado de cerveza puede ser parte de un estilo saludable, al no producir aumento de peso ni aumento de la circunferencia de cintura, conocida en general como la pancita cervecera.
Según esta nueva tesis, la cerveza no tiene una cantidad de calorías superior a la de otras bebidas alcohólicas, por lo cual su efecto no sería “peor” que el de otras en un consumo moderado.
“En cuanto a la cerveza, el consumo moderado de esta bebida de baja graduación alcohólica y sin azúcar agregada, no conduce necesariamente a aumento de peso, siempre que se mantenga el equilibrio energético, entre las calorías ingresadas y las calorías gastadas, en base a una dieta variada y ejercicio físico”, expresa el estudio.

Ya sean frutas, cereales, carnes, lácteos o bebidas con alcohol, los alimentos y sus nutrientes que forman parte de la alimentación habitual, aportan calorías. Dentro de esta dieta, las bebidas de baja graduación alcohólica sólo contemplan una porción del valor nutricional: mientras que estas bebidas aportan 7 calorías por gramo, los carbohidratos y proteínas aportan 4 calorías por gramo y las grasas hasta 9 calorías por gramo.

¿Cuántas calorías aportan 100 cc de bebidas?
Vino tinto: 79 calorías
Vino Blanco: 74 calorías
Cerveza: 39 calorías
Daikiri: 200 calorías
Vodka: 464 calorías
A partir de la investigación de. O’Sullivan fue posible entonces arribar a la conclusión de que el aumento de peso y de la circunferencia abdominal se encuentra relacionado estrictamente con el consumo de calorías de alimentos y bebidas en su totalidad.
“El consumo moderado de cerveza no conduce específicamente a aumento de peso o de grasa abdominal y la percepción de que tomar cerveza conduce al incremento del perímetro de cintura, aunque ampliamente difundida en la cultura popular, no está respaldada por la ciencia”, finaliza el informe.

El doctor Manuel Castillo Garzón de España  abundó que la cerveza, al contrario que otras bebidas alcohólicas, aporta poca cantidad de alcohol, mucha cantidad agua (95%) y potasio, lo que la hace apta para la rehidratación de los deportistas.

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

 

A %d blogueros les gusta esto: